Lo que era una costumbre personal de Obdulia, se ha convertido ahora en un deber de navidad, y ella nos cuenta como se ha desarrollado este proyecto los últimos años, que en un principio y por mucho tiempo cubrió los costos ella misma y ahora con ayuda de peruanos residentes en Europa, puede hacerse realidad el brindar un día de navidad a aquellos niños, que por su condición precaria no celebran estas fechas.

Ella repartía para estas fechas regalos en las zonas de emergencia, donde las familias se contentaban con sólo salir a la ciudad y contemplar las luces de colores, que adornaban las vitrinas publicitarias. Ella deseaba secretamente ofrecer a los niños un día como ella misma lo tuvo de niña, con papanoel y regalos, así que pensó, que si su amiga colaboraba, podrían hacer realidad esta navidad con el papanoel en persona.

Fue a un sitio muy humilde, un cerro, donde habían sólo casas de esteras y habló con cada madre, apuntó los nombres de los niños entre 6 meses-10 años y preguntó que deseaban los niños en juguetes. Partió feliz y compró cada regalo, le puso nombre, como si se tratara de sus propios hijos.

Obdulia de Segura, ha tenido por costumbre todos los años comprar regalos y repartirlos en las zonas pobres de Chiclayo, escogiendo personalmente familias necesitadas y numerosas en niños. Hace tres años tuvo visita de una amiga de juventud, Rosa Ayala Mera que ahora radica en España y entre conversaciones le contó, de su recorrido navideño. Su sorpresa fue que la amiga se conmovió y le dijo que ella también quería colaborar.

ninos

Preparó pollo al horno, y contrato un Papanoel. Los niños llegaron cada uno de la mano de la primita o de la amiga, que no estaban en la lista, esto lejos de preocuparla la alegró más, pués la sonrisa con la que llegaron a su casa, la hicieron tan feliz que pensó que deseaba repetirlo.

En el 2006 se unieron a esta causa, Charo Pacheco, y sobrina que residen en Alemania, y asi pudieron invitar a 40 niños. Ellas pensaron que siendo ellas Chiclayanas y teniendo una Navidad bonita y cómoda en Europa, no podían sólo mirar y alegrarse de esta acción de Obdulia. Al final tuvieron una bonita recompensa cuando Obdulia, quien visitó Alemania en el verano de este año, les mostró el video de la chocolatada pasada.

Los planes para el 2007, están en camino y consisten en visitar las cooperativas (pueblos cercanos a Chiclayo) entre el 16 y 22 de diciembre, y realizar ahí la chocolatada. El principio es el mismo, llevar un espectáculo de papanoeles, y repartir juguetes y panetón con gaseosas. El promedio es de 6 € / por niño.

Ella trabaja con una parroquia, donde el mismo padre Juan Mechán de la Parroquia San Juan María Vianney de Chiclayo ayuda a decidir cuáles casos o zonas son las más necesitadas. El que desee unirse (especialmente los chiclayanos) a esta causa, comuníquese con Obdulia, o haga un depósito aunque sea para un niño a la cuenta dada, y colabore con un día de navidad para los niños que no tienen navidad.

Donaciones en Alemania

Förderverein Los Andes-Monsefu e.V
Sparkasse Essen -
Konto Nr. 0005401849
Bankleitzahl 36050105

Stichwort: Navidad en Chiclayo

 

Proyecto Navideño

Un Papanoel para mis niños

23/11/07

navidad3

Donaciones en Perú

Obdulia de Segura

R. Morales 490 M. Carbajal
Chiclayo - Perú
(+51) (74) 203089

 

 

Texto virtual escrito por la redacción

Información: Obdulia de Segura
Fotos: Milagros Rinaldi
 

Red Peruana Alemana
spacer
Instituciones

© Red Peruano Alemana

peru
bruce
Red Peruana Europea
RPE - Perú
RPE - Perú
RACAPRE
lea el reportaje
domestica
Sita-Maria